09 octubre 2012

Consejos para un director novato



De nuevo gira el Carrusel bloguero de juegos de rol, con el tema de octubre Consejos para un director novato. El anfitrión del mes es Lord Tiempo del blog Rol en el Castillo.
Se me hace difícil escribir una entrada con la temática sin repetirme, ya que escribí sobre ello en su día, no uno, si no dos posts titulados Dirigiendo por primera vez I y Dirigiendo por primera vez II, pero lo voy a intentar de todas maneras.

Primer consejo, no lo escribí yo, lo escribió Fred Hicks en 2006 cuando escribió su juego Spirit of The Century, donde desarrolló un sistema, FATE, que se empapa de toda la esencia del consejo: Si tus ideas son tan buenas que la participación de tus jugadores las arruinan deberías estar escribiendo novelas, en lugar de jugar a rol. Por cierto, la mayor parte del juego está aquí traducido: LINK Hablando en plata: no limites a tus jugadores, tu parte es preparar la partida y arbitrarla, la suya jugarla, si no les dejas hacerla su experiencia no será positiva.


Segundo consejo. Este ya es mío, trata de ver otras maneras de dirigir, en jornadas, clubes o otras mesas de juego. Algo aprenderás, algún juego descubrirás hasta puede que tengas una bonita charla con alguien sobre como vive él la dirección. La endogamia es uno de los peores enemigos del rol.

Tercer consejo: “Keep it easy”, mantenlo sencillo. No me refiero a que empieces con un juego básico, haz que el juego que arbitres sea básico para ti y tus jugadores, ignorando si es necesario reglas o simplificándolas. Tiempo tendréis para aplicar todas las reglas y explotarlas, en un primer momento centrate en lo básico para que la narración fluya.

Cuarto consejo: Comenta tus ideas sobre la partida antes de jugarla. Si decides realizar una partida de creación propia coméntala con quien no vaya a jugar, si son otros roleros mejor que mejor, seguro que te pueden dar ideas interesantes que aprovecharás para la partida o la siguiente. Coméntalo cara a cara o mediante redes sociales, funciona, de verdad. Dos cabezas piensan mejor que una.

Quinto consejo: pocos pero bien avenidos. No te metas en berenjenales, prueba la partida con pocos jugadores al principio, si no te volverás loco. 2 o 3 jugadores serán suficientes. 

Último consejo: El más importante, no lo encontrarás en ningún manual y en pocas partes se revela el secreto mejor guardado de los directores de juego: come todas las patatas que puedas al principio y asegúrate de que traigan bebida. Como hablas más que nadie, no podrás apenas comer durante la partida y no te guardarán. Y también necesitaras líquido para reponer la saliva. ;)